Estudiantes de Enfermería de la UDA participaron en taller de rescate de accidentes vehiculares

IMG 0409Como una forma de enseñar a los estudiantes de enfermería de la Universidad de Atacama técnicas de inmovilización y rescate, se desarrolló este martes una jornada taller al aire libre que contó con la colaboración voluntaria de instructores de Bomberos y el SAMU, quienes compartieron con las alumnas y alumnos valiosos conocimientos para apoyar en el manejo de víctimas de accidentes vehiculares.

La jornada fue organizada por la docente del Departamento de Enfermería, Tania Flores Alarcón, en el contexto de la clase de Urgencia. “La idea de poner en práctica lo que se vio en cátedra es que aparte de los alumnos aprendan a manejar los dispositivos de inmovilización y el manejo de un paciente en un accidente automovilístico, y así ser un aporte para cuando se vean enfrentados a un accidente en la vía pública” explicó la profesora.

Destacó que “lo que les proporcionamos a los alumnos es el manejo de la escena, es decir, saber distinguir una escena segura e insegura, y le dejamos en claro que frente a una escena insegura ellos no pueden intervenir sino solamente prestar un apoyo con personal que esté entrenado y necesite de alguien que facilite ciertas técnicas como el manejo del control cervical manual”.

Simulacro e instrucción

La actividad contó con la colaboración voluntaria de profesionales instructores de bomberos y el SAMU. El instructor de Trauma Humberto Araya explicó que se buscó entregar conocimientos básicos de inmovilización en un paciente con trauma a los alumnos. “Vimos postura de collar cervical, chaleco de extricación (extracción del paciente que está en el vehículo), e hicimos un simulacro dentro de vehículos para que vean las complicaciones que se pueden generar, y cómo atender pacientes pediátricos en silla de guaguas” precisó el voluntario.

Todas estas maniobras fueron atentamente seguidas por los estudiantes, quienes valoraron el poder contar con esta instrucción práctica como un apoyo en su formación profesional. Kimber Brenet, estudiante de 4to año expresó que “es la forma más práctica en que podemos adquirir conocimientos, adquirir los manejos y prácticas manuales que vamos a necesitar”, opinión que fue compartida por su compañera Stefany Rodríguez, quien agregó que, “es muy diferente el tener la parte teórica, el hecho que lo podamos realizar nosotros mismos nos ayuda mucho porque lo podemos hacer y ver qué cosas no sabíamos y complementar más nuestra formación porque en un libro solo vez una imagen”.

IMÁGENES